NOTICIAS IMPORTANTES:

Sicilia: Ley no es suficiente

El dirigente aseguró que se requiere de voluntad, recursos económicos y de personal que pueda operar de manera eficiente el Sistema Nacional de Atención a las Víctimas

La Ley General de Víctimas no es suficiente para que México pueda alcanzar la justicia y la paz que necesita y hacer frente a la crisis humanitaria que enfrenta, consideró el poeta y activista Javier Sicilia.
Dijo que además de la ley se requiere de voluntad, recursos económicos y de personal que pueda operar de manera eficiente el Sistema Nacional de Atención a las Víctimas.
El dirigente del Movimiento por la Paz con Justicia y Dignidad insistió en que también se necesita la elaboración de un memorial donde se mencionen los nombres de las víctimas, su origen, sus historias y los responsables del delito que hayan cometido en su contra, “y esa es una tarea ardua que está en manos del gobierno”, dijo.
En entrevista con EL UNIVERSAL, Sicilia indicó que el monumento a las víctimas que pretendía inaugurar el ex presidente Felipe Calderón es “un insulto”.
“La reconciliación, que es lo que debe seguir después de esta crisis humanitaria, no es un trabajo fácil, hay que recordar lo que pasó en Uganda, en Sudáfrica. Hay que atender a las víctimas, a sus familias, ver cómo se va a reparar el daño, pero antes el gobierno debe saber quiénes son esas víctimas, dónde están, cuáles son sus historias”, comentó.
Señaló que los lineamientos de la Ley General de Víctimas deben ponerse en marcha en un periodo no mayor a los 30 días, por lo que “esperamos que el gobierno y los legisladores hagan lo que está en sus manos para que la ley no sea letra muerta”, insistió.
Indicó que aunque aún no hay una fecha definida, el Sistema Nacional de Atención a Víctimas debe comenzar a construirse y a funcionar de inmediato, “para que esté a la altura de lo que se requiere” y “porque sin este sistema la ley no existe”, afirmó.
El dirigente del Movimiento por la Paz con Justicia y Dignidad hizo un énfasis al reiterar que la ley es el primer paso hacia la construcción de la justicia y la paz que tanto necesita nuestro país, “y es un triunfo de nuestro movimiento para dignificar a las víctimas”, aseguró.