NOTICIAS IMPORTANTES:

Sonora tendrá a los policías más confiables del país: Ernesto Munro

Hermosillo, Sonora a 2 de Enero de 2013.- A partir este jueves 03 de enero, los Presidentes Municipales de los 72 municipios de Sonora, deberán dar de baja a los policías que no aprobaron el examen de evaluación, control y confianza, informó Ernesto Munro Palacio, Secretario Ejecutivo de Seguridad Pública.
En entrevista, el Funcionario Estatal destacó que Sonora fue la primera entidad a nivel nacional en cumplir con el 100% de sus policías evaluados y que ahora toca el turno a los Alcaldes de los municipios de retirar de las filas a los policías que dieron positivo en consumo de droga o por corrupción.
“Evaluamos a 7 mil 317 policías; incluyendo 5 mil 592 de los setenta y dos ayuntamientos y mil 727 de las dos policías estatales, lo que hicimos es enviar una lista a los Ayuntamientos de los elementos que dieron positivo y a los que se les demostró nexos con el narcotráfico para que los den de baja”, detalló.
En el caso de los policías que no aprobaron el examen debido a sobrepeso, diabetes, alta presión o miopía, se les concederá un periodo de 10 meses para contrarrestar estos impedimentos y darles la oportunidad de seguir desempeñando su trabajo.
Munro Palacio, destacó que Sonora fue el primer estado en contar con el primero y segundo módulo de la Policía Estatal Acreditable (PEA), cuando a la fecha hay entidades que no han podido conformar su primer módulo, por lo que Sonora está cumpliendo a cabalidad con la disposición de la Ley Federal de Seguridad Pública y los propios acuerdos establecidos dentro del Consejo Nacional de Seguridad.
Estos mismos acuerdos, establecen que todos los policías del país estarían examinados y aprobados por los Centros de Evaluación, Control y Confianza al 3 de enero y Sonora es el único que cumplió en tiempo y forma; mientras que el resto de las entidades solicitaron una prórroga al Sistema Nacional de Seguridad Pública para dar cumplimiento a esa disposición hasta el mes de octubre de 2013.
“El Gobernador Guillermo Padrés, fue muy claro en su indicación: cumplir puntualmente para que nuestro Estado tenga policías más confiables, y afortunadamente con el esfuerzo de todos, de la Secretaría de Seguridad Pública, el Centro de Evaluación y Control de Confianza (CECC) y con la excelente disposición de los Alcaldes de Sonora, podemos lograr ese gran objetivo”, comentó el Secretario de Seguridad Pública Estatal.
Señaló que desde el día 30 de diciembre de 2012, todos los Alcaldes, el Procurador General de Justicia del Estado, así como el Director de la Policía Estatal de Seguridad Pública, tienen sobre sus escritorios un oficio con el listado de los policías que obligatoriamente deben de causar baja de sus respectivas corporaciones.
“Ya hicimos lo que dice el C3, a los elementos se le graba la voz, se les toma las huellas de los diez dedos, los que vamos a dar de baja no sólo somos el Estado, los Ayuntamientos van a hacer su parte, sigue darle seguimiento, nosotros tenemos esa información para buscar a qué se dedican ahora”, agregó.
De manera coordinada con la Secretaría de la Defensa Nacional y la Secretaría de Seguridad Pública realizarán operativos especiales en cada uno de los ayuntamientos para retirar las armas de elementos que no aprobaron la evaluación, mismos que serán boletinados en Plataforma México para que no vuelvan a pertenecer a alguna institución policiaca del país.
De tal manera, agregó, que estos elementos no podrán portar armas y deberán causar baja inmediata en cada una de las corporaciones con el objetivo de depurar a los malos elementos y brindar mayor seguridad y confianza a la ciudadanía.
Lo anterior, como parte de la política nacional de depurar a las policías de elementos no aptos para el servicio, buscando la capacitación y profesionalización de elementos plenamente acreditados para brindar mayor seguridad a las familias mexicanas.